jueves, 8 de octubre de 2015

El poder de un beso

A través de los besos y abrazos uno es capaz de descubrir sensaciones de placer inédito, porque estos son importantes protagonistas de los juegos sexuales.

Los labios, la lengua, el paladar y las encinas pueden proporcionar un goce enorme y son muy sensibles a los estímulos. A tal punto que los besos en el interior de la boca dados con habilidad suficiente pueden llegar prácticamente al borde del orgasmo

Existen numerosos tipos de besos:

- Ideal: El que besa y cierra los ojos.

- Romántico: El que besa y acaricia.

- Tímido: El que pide solo un beso.

- Enamorado: El que besa con pasión.

- Matemático: El que cuenta los besos.

- Curioso: El que pregunta si as besado antes.

- Niño: El que juega con los besos.

- Imprudente: El que besa y mete la lengua.

- Sensible: El que besa y después te habla.

- Inolvidable: El que besa y te dice te amo.

- Especial: El que besa y luego te mira a los ojos.

- Educado: El que besa en la mano.

- Sencillo: El que te besa y te muerde los labios.

- Paciente: El que besa y se queda callado.

- Amoroso: El que besa en el cuello.

2 comentarios:

  1. Me gusta más el romántico. Saludos.

    maxjovengay.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Una entrada preciosa, el mejor para mí sin duda el especial :3 Gran blog, un saludo!!!

    ResponderEliminar