lunes, 20 de enero de 2014

La FELGTB llama a la Iglesia a frenar su batalla homófoba contra la ciencia

Las palabras del nuevo cardenal español sobre un supuesto tratamiento para curar la homosexualidad sólo encienden discursos de odio y dolor

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, condena las palabras de Fernando Sebastián, cardenal español recientemente nombrado por el papa Francisco, en las que califica la homosexualidad como una enfermedad.

El enfrentamiento de la Iglesia con la ciencia ha sido continuo y le ha llevado a pedir perdón en numerosas ocasiones. Mantener que la homosexualidad es una patología es una aseveración anticientífica, una forma de ponerse en ridículo y de perpetuar el estigma contra el colectivo de la diversidad sexual y de género.

El discurso del cardenal Sebastián provoca dolor, sobre todo entre las y los jóvenes LGTB y sus familias, y además es semilla de odio que enciende acciones violentas.

Aurelio Lepe, coordinador del Área de Asuntos Religiosos de la Federación, ha recordado que “el Papa Francisco ha venido dando señales más aperturistas  ante el tema de la homosexualidad, pero tras las declaraciones de este cardenal pedimos que se posicione sin ambigüedades. La Iglesia debe dejar atrás su vieja y enfermiza obsesión con este tema”.


No queremos que la Iglesia católica pida perdón a nuestro colectivo dentro de 200 años por el dolor que nos está infringiendo hoy su jerarquía. Queremos que sean conscientes de que sus palabras incitan al odio, a un sufrimiento que puede llevar al suicidio a nuestros jóvenes. Son palabras inmorales que no se pueden permitir en ninguna organización integrante de una sociedad democrática”, ha destacado Boti G. Rodrigo, presidenta de la FELGTB.

No hay comentarios:

Publicar un comentario